Dreamers exigen una solución bipartidista al Congreso

Dreamers abogan por una solución que les ofrezca regularización permanente a su estatus migratorio antes de que termine el periodo del Congreso actual.

Diversos grupos de Dreamers han manifestado a congresistas la necesidad de impulsar una iniciativa legislativa que proporcione un camino a la ciudadanía a millones de indocumentados que han crecido, estudiado y trabajado en Estados Unidos la mayor parte de su vida. El Congreso actual será renovado el próximo año luego de las pasadas elecciones de noviembre, por lo que estas últimas semanas representan la oportunidad final para que los legisladores actuales impulsen una iniciativa legislativa a favor de los Dreamers.

“Necesitamos que sientan la urgencia que sentimos en nuestra vida diaria”, expresó Diana Pliego, beneficiaria de DACA y asociada de políticas en el Centro Nacional de Leyes de Inmigración.

Foto: nbc.com

A pesar de que una reforma migratoria es uno de los objetivos más importantes de la administración actual, el Congreso no ha logrado pasar una propuesta que regularice el estatus migratorio de millones de indocumentados. Son necesarios al menos 60 votos en el Senado para que la propuesta de una reforma migratoria sea posible, sin embargo, los senadores Demócratas tienen 50 votos, por lo que necesitan al menos diez votos de los senadores republicanos y lograr una iniciativa bipartidista.

Durante la última semana, Dreamers y activistas migrantes de estados como Nueva York, Texas, California y Nevada, se han manifestado en Washington D.C. para reunirse con algunos congresistas y conversar sobre una posible reforma.

Senadores como Chuck Schumer, los senadores Dick Durbin de Illinois, Bob Menéndez de Nueva Jersey, Alex Padilla de California y Catherine Cortez Masto de Nevada, han conversado con los grupos de activistas. De igual forma, senadores republicanos como John Cornyn de Texas, Mike Rounds de Dakota del Sur, se han abierto al diálogo con los Dreamers.

Por su parte, Durbin, uno de los patrocinadores del DREAM Act, un esfuerzo realizado hace más de 20 años para regularizar a jóvenes inmigrantes indocumentados, mencionó que buscarán trabajar en conjunto durante las últimas semanas con líderes republicanos para “idear un buen enfoque sensato para nuestra frontera, un buen enfoque sensato para la Ley DREAM y ayudar a traer trabajadores que necesitamos desesperadamente”, explicó.

Noticias relacionadas