¿Cuáles son las opciones de los graduados que no tienen DACA?

Los estudiantes graduados de la nueva generación de inmigrantes indocumentados no cuentan con permiso de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA), por lo tanto, no pueden trabajar de manera legal.

Para ser elegible a DACA, los inmigrantes deben cumplir diversos criterios como haber sido menores de 31 años el 15 de junio de 2012, cuando se implementó DACA; haber llegado a Estados Unidos siendo menores de 16 años y haber residido continuamente en el país desde el 15 de junio de 2007.

De esta forma, los jóvenes que ingresaron a Estados Unidos después de junio de 2007, y que ahora han concluido sus estudios universitarios o de preparatoria, no pueden ingresar al campo laboral debido a su estatus de inmigrante sin documentos.

Cientos de miles de estudiantes de la nueva generación de inmigrantes se gradúan cada año de la preparatoria sin tener la oportunidad de ingresar al mercado laboral, y mucho menos al programa DACA que les brinda protección contra la deportación y autorización de empleo.

A pesar de no poder aplicar tampoco a beneficios federales para pagar la universidad, los inmigrantes indocumentados post DACA pueden acceder a beneficios estatales como el California Dream Act, que ofrece ayuda financiera a jóvenes para que continúen sus estudios universitarios sin importar su estatus migratorio. El requisito principal es haber formado parte del sistema escolar de California.

Colorado también implementó la ley ASSET, que permite que estudiantes indocumentados sin importar si tienen DACA o no, puedan acceder a la matrícula estatal y pagar menores tarifas en la universidad. Desde el 2013 más de 3 mil estudiantes se han beneficiado de esta ley.

En total son 21 estados, que permiten que estudiantes sin documentos puedan acceder a beneficios de financiamiento estatal para pagar continuar sus estudios universitarios. Aunque las reglas y requerimientos varían en cada estado, los estudiantes tienen la oportunidad de seguir estudiando y con suerte lograr emprender un negocio, a falta de un permiso para trabajar.

Adicionalmente, la organización pro migrante FWD estima que existen más de 600 mil dreamers de nueva generación que se encuentran inscritos en el sistema educativo, de los cuales solo 21 mil cuentan con DACA.

Noticias relacionadas