Comer saludablemente es una de las recomendaciones que los institutos de salud nacionales e internacionales han hecho énfasis durante esta pandemia, misma que debemos de llevar a cabo siempre, y más si la forma de trabajar cambiará por siempre.

La modalidad home office, vía remota o a distancia, será la nueva forma de trabajar, la epidemia y el confinamiento nos obligó a trabajar desde casa, lo que se tradujo en una oportunidad para demostrar que somos productivos desde nuestro hogar, pero también se puede convertir en una fuente de malos hábitos, incluida la mala alimentación.

Es un hecho que, durante la cuarentena, millones de personas descuidaron su alimentación, ya sea por estrés, ansiedad, gula o por el hecho de estar en casa y sentirse con la libertad de comer comida chatarra, lo que les trajo aumento de peso.

Si antes del confinamiento no se tenían buenas prácticas alimenticias, durante ella, era un hecho que no se iban a modificar. La Academia de Nutrición y Dietética de Estados Unidos señaló que, antes del encierro, alrededor del 25% de los adultos, consumían aproximadamente mil 300 calorías a la semana. 

Con la pandemia de COVID-19 en nuestras vidas, la cantidad antes mencionada podría aumentar aún más si no se cuida la alimentación.

Ante esto, la academia aconseja limitar, o de preferencia evitar por completo, estos alimentos mientras trabajas en casa:

  • Papas a la francesa.
  • Pizza.
  • Galletas y brownies.
  • Bebidas azucaradas y refrescos.
  • Frituras y dulces.
  • Alcohol

Aparte de no consumir estos alimentos, debes comer frutas y verduras, semillas, frutos secos y tomar mucha agua, así como carnes magras.

Estar en casa nos brinda la oportunidad de cocinar con nuestros ingredientes y de forma saludable.

Te invitamos a conocer nuestra sección Obesidad y Nutrición, donde encontrarás consejos y recetas para esta cuarentena.

En tiempo de coronavirus clikisalud.net te informa.