Antes de la pandemia un resfriado o dolor de garganta no nos quitaba el sueño, a partir del coronavirus, estos malestares cobraron otra relevancia.

Con la temporada de lluvias recién llegada, los resfriados se ponen a la orden del día. Estar en casa las 24 horas del día, los siete días de la semana, ha salvado a muchos de mojarse por las intensas lluvias, pero el frio, la humedad y los cambios de temperatura son elementos que pueden ocasionar una enfermedad respiratoria que pudiera confundirse con COVID-19 y alterar la paz mental de las personas.

Conforme a los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, por sus siglas en inglés), para poder aliviar los dolores o irritaciones de la garganta es fundamental conservarla fresca o húmeda. 

“Las pastillas, los dulces, o cualquier cosa que provoque la elaboración de saliva, serán de utilidad para mantener la garganta húmeda. Así mismo, es de vital importancia beber de 2 a 2.5 litros de agua”, recomendó la especialista Valerie Riddle, experta en enfermedades infecciosas del NIH.

También aconsejan lo siguiente:

  • Para los niños pequeños, se recomienda que coman paletas o beban agua fría. El dolor de garganta también se puede curar con sprays para la garganta y medicamentos sin necesidad de receta médica.
  • Si el dolor persiste y presenta inflamación, hay que acudir a un doctor lo antes posible
  • Si el dolor de garganta se debe a un virus, no se recomienda tomar nada hasta acudir con un doctor

Existen varias infecciones como la faringitis y la amigdalitis que requieren de un tratamiento médico integral.

Clilisalud.net, tu ventana de salud digital.